Información‎ > ‎

El acompañamiento psicológico neonatal y primer año de vida

El nacimiento de un nuevo integrante de la familia es siempre un acontecimiento movilizador para todos los integrantes de la misma. Cuando se trata de un nacimiento prematuro, todas las emociones se encuentran amplificadas. La hospitalización del niño, separación del mismo de la madre, la focalización de los padres sobre este nuevo hijo, el nuevo orden familiar son parte de esta circunstancia especialmente difícil para todos los integrantes de una familia. Hoy en día la mayoría de los servicios hospitalarios cuentan con apoyo psicológico para los padres en estos casos.
Para algunas familias es necesario un apoyo suplementario. Este apoyo puede ubicarse en diferentes momentos, antes del parto cuando se sabe que pueden existir dificultades, durante la hospitalización y al alta.
Durante cinco años dirigí un servicio de atención psicológica neonatal en un hospital de México (Hospital de la Amistad Corea México) donde se llevaban a cabo acciones dirigidas tanto al niño recién nacido como a su familia. A partir de esta experiencia ofrezco a las familias en esta situación escucha, apoyo y orientación para la parentalidad en este caso especial. Con relación a la familia en conjunto, las acciones psicológicas apuntan también al  apoyo y la orientación para hermanos y la familia involucradas en la atención del nuevo bebé.
En relación con el bebé, los servicios hospitalarios llevan a cabo los diagnósticos y orientaciones necesarios en estos casos. No obstante, es posible realizar bilans psychologiques réguliers para hacer un seguimiento del desarrollo .

Comments